“Es demasiado el dolor” : Sebastiana Ajanel

Cuarenta Madres y Padres centroamericanos integrantes de la XI Caravana #NosHacenFaltaTodos, organizada por el Movimiento Migrante Mesoamericano, en búsqueda de sus hijas e hijos desaparecidos durante su tránsito por México, cruzan el país… entre ellas y ellos, Sebastiana Ajanel.

Doña Sebastiana, mujer quiché, partió de su cantón en Chichicastenango, en el departamento de El Quiché, Guatemala, para unirse a la XI Caravana de Madres de Migrantes Desaparecidos #NosHacenFaltaTodos organizada por el Movimiento Migrante Mesoamericano, en la búsqueda de su hijo Edgar Rodolfo Xón Ajanel.

sebastiana 1

Edgar Rodolfo partió de Chichicastenango el 5 de julio de 2008. La última vez que se comunicó con Sebastiana fue dieciséis días después, el 21 de julio, desde Matamoros, Tamaulipas.

“Cuántas veces le he pedido a Dios que cancele mi vida. Es demasiado el dolor. Mi hijo es un buen hijo. No toma, no fuma, es de la iglesia. Trabaja desde niño. Agarró el camino por necesidad. Él se había construido un su cajón, un cuarto. Él trabajaba mucho. Yo siempre he tenido que luchar. Tengo cinco hijos; Edgar Rodolfo es el mayor, después le siguen cuatro hijas. Ya no me quedó terreno; el que me dejó mi padre lo tuve que vender para pagar una deuda del padre de mis hijos que luego se fue. Cuando le dijeron a mi hijo que no tenía derecho a hacerse una su casa porque no tenemos tierra, esas palabras lo decidieron. Se fue. Agarró camino.”

sebastiana 2

Los coyotes cobran de 40 a 45 mil quetzales para el viaje desde El Quiché hasta los Estados Unidos. A Edgar Rodolfo le pidieron 40 mil (alrededor de 5200 dólares estadounidenses). Él y Sebastiana lograron juntar 36 mil, después de vender el negocio de cortes (textiles) y pedir un préstamo, que Sebastiana ha ido pagando.

“Agarró camino. Tenía esperanza. Me llamó el 21 de julio desde Matamoros, desde un teléfono público. Me dijo que estaba bien.

Aclaré el problema a las autoridades de mi cantón. También fui al Ministerio Público, hasta Santa Cruz (cabecera departamental de El Quiché). En el Ministerio Público me preguntaron si había algún testigo. Después me dijeron: Allá usted mire; para qué dejó ir a su hijo. Ahora es su problema.

Sí, claro que es mi problema. también es mi problema que no tengo dinero para seguir buscando. Cada vez que iba a Santa Cruz para preguntar tenía que pagar camioneta y comida. Un día ya no pude, ya no tenía dinero para ir a preguntar, y tuve que decirme “mejor dejémoslo así, dejemos todo así.”

Busqué al coyote. Lo llamé. Le pregunté dónde dejó a mi hijo. Él me dijo que lo entregó a otro coyote. Que a lo mejor se quedó en Texas, desmayado en algún lugar donde otras personas lo puedan encontrar. Me cortó la llamada. Ahora sé que ese señor ya se fue también a los Estados Unidos.

Voy a continuar. Hay personas que me han dicho que se parece a algún patojo que han visto en la parte de Chiapas. Hay guatemaltecos que no pueden decir que son guatemaltecos para que no los deporten los mexicanos. Ahora con la Caravana hemos podido buscar, con esperanza.”

sebastiana

Un profundo dolor hiere. Lágrimas. Apretar de las manos. Impotencia.

“Me duele que me puse nerviosa hoy en la universidad, cuando hablé. Por los nervios no dije completo el nombre de mi hijo y ahí estaban los periodistas.”

Esas palabras surgen desde la auto exigencia, la inmensa esperanza de que nuestras cámaras, grabadoras, plumas y conciencias recuperen los nombres y los rostros de quienes nos faltan a todos. En el gesto de levantar una foto y pronunciar un nombre, está la esperanza de toda una vida.

Nos despedimos con un gran abrazo, insuficiente ante tanto dolor.

Hoy, nuevamente el ejemplo: el amor, la esperanza, la convicción, el compromiso, la lucha, la emoción, la dignidad.
Hoy, nuevamente, gracias.

Edgar Rodolfo Xón Ajanel
Porque vivo vino a México
Vivo lo queremos

https://movimientomigrantemesoamericano.org/
Ciudad de México, diciembre de 2015.
Fotos: Ricardo Ramírez Arriola / www.archivo360.com

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s